Archivos Mensuales: marzo 2017

LA OEA SE REITERA COMO INSTRUMENTO DE EEUU

LA OEA SE REITERA COMO INSTRUMENTO DE EEUU
Por Manuel E. Yepe

Haití, el país más pobre, y El Salvador, la nación más pequeña de
América Latina, pusieron muy alto la dignidad latinoamericana en el
hemisferio al desmarcarse de la política exterior imperialista de la
superpotencia estadounidense esta semana en la Reunión del Consejo
Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) y así
contribuyeron a impedir una muy elaborada maniobra que pretendía
aplicar contra Venezuela la Carta Democrática Interamericana, con el
objetivo de expulsarla de la organización.
Recuerdo que hace años, especialmente cuanto Haití sufría la dictadura
de Françoise Duvalier y su hijo Jean-Claude (Baby Doc),
invariablemente la cancillería haitiana fingía objetar todos los
asuntos promovidos por Washington en la ONU o la OEA pero nadie
prestaba atención a ello porque se sabía que al final Haití votaría
igual que todos los demás siervos estadounidenses de la región, a
cambio de una mayor o menor limosna.
Pero ahora los tiempos han cambiado y la fundamentación del voto
haitiano ejercido por el Embajador haitiano Harvel Jean-Baptiste, fue
excepcionalmente convincente y enérgica:
“El momento es grave y va mucho más allá del tema de Venezuela. Las
acciones del secretario general debilitan nuestra organización. Sus
acciones no nos tranquilizan en absoluto con respecto a la paz y la
estabilidad en la región. Si dejamos que el Secretario General, como
lo hace sin reservas, interfiera en los asuntos internos de un país y
en detrimento del principio de respeto a la soberanía, pronto Haití y
otros países de la región podrán ser, también, víctimas de la misma
desviación de la organización.
“….nuestro apoyo a Venezuela es una cuestión de principios. Si
permitimos que cuaje la amenaza de golpe de estado maquillado contra
el gobierno electo de Venezuela, no podremos evitar que lo mismo
ocurra en el futuro contra otros países de las Américas.
“… lo que está sucediendo a la OEA en este mismo momento augura días
oscuros para la organización hemisférica y para nuestra región. La
convocatoria de una reunión del Consejo Permanente para tratar la
situación de un Estado miembro bajo la amenaza de suspensión de dicho
Estado, y tratar de forzar elecciones anticipadas contra un presidente
democráticamente elegido, nos hace temer la implementación de una
agenda que no se corresponde con el espíritu y letra de la carta de la
organización”, argumentó el representante del Gobierno de Haití.
Por su parte, el Gobierno de El Salvador expresó oficialmente en la
reunión que, a partir de su experiencia como país que mantuvo un largo
conflicto armado, que la vía del diálogo debe privilegiarse para
encontrar soluciones, preservar la convivencia pacífica y alcanzar un
acuerdo de estabilidad democrática en Venezuela. Todo apoyo que
podamos brindarle debe ser sobre la base del respeto a su soberanía y
a la no intromisión en sus asuntos internos. Ni la OEA ni sus miembros
tienen facultades ni derecho a intervenir en los asuntos internos o
externos de otro Estado. Ni la declaración propuesta ni el informe
presentado por el Secretario General Almagro cumplen con los
reglamentos, ni tienen el consentimiento del Estado en cuestión”.
Gedeón Santos Ramos, Representante dominicano ante la OEA, expresó que
para que la organización pueda jugar un papel vital en el futuro, es
necesario volver la vista con actitud reflexiva y autocrítica al
pasado de la propia OEA. “Debemos afrontar con acritud y sin miedo los
errores del pasado, para asegurar que nunca jamás se repitan. En 1965
se intentó imponer desde esta institución una solución para una crisis
que vivió mi país, lo que constituyó en un grave error que llevó a la
OEA a tener que pedir perdón en la pasada Asamblea General. No
tentemos más la capacidad de perdonar de nuestros pueblos.
La cancillera de Venezuela, Delcy Rodríguez, agradeció a los países
que acompañaron a su país en la votación, sus aportes a unos
resultados que consideró un hito histórico en la política exterior de
Caracas dentro de la organización.
Rodríguez criticó la posición de quienes mantienen una postura
intervencionista que es dirigida desde el Departamento de Estado de
Estados Unidos, y solicitó de los gobiernos que apoyaron la injerencia
que se retracten.
Anunció que Venezuela tomara en cuenta la resolución aprobada en la
República Dominicana para continuar la evaluación del accionar del
Secretario General de la OEA, Luis Almagro, y que próximamente
Venezuela emitirá una nota de protesta contra los países que pretendan
acciones injerencistas contra su país.
La ministra agradeció el valor de las naciones que defendieron la
dignidad de sus países y la soberanía de Venezuela frente a las
brutales acciones desplegadas por Estados Unidos y agradeció al pueblo
venezolano por haber salido a batallar en las calles por la soberanía
de su patria, al tiempo que reconoció el papel de los movimientos
populares progresistas y de izquierda del mundo que expresaron su
solidaridad con Venezuela y repudiaron las declaraciones de Almagro.
Marzo 31 de 2017.

LA SOLIDARIDAD MÉDICA DE CUBA NO SE DISCUTE Por Manuel E. Yepe

LA SOLIDARIDAD MÉDICA DE CUBA NO SE DISCUTE
Por Manuel E. Yepe

El bloqueo informativo global sobre Cuba que durante más de 60 años ha
impuesto el gobierno de Estados Unidos como parte del asedio genocida
(eufemísticamente calificado de “embargo”) a que ha sometido a la isla
desde que ésta logró su independencia real del sistema neocolonialista
de Washington en 1959, ha silenciado sistemáticamente toda noticia,
comentario, estadística o prueba que confirmara los grandes progresos
de la Isla en materia de sanidad, educación, nutrición o desarrollo
humano.
¡Nadie se atrevía a desmentirlos!
Sin embargo, ha sido excepción de esa regla el hecho de que en el
diario español El País, con el sugerente título de “¿Cómo consigue
Cuba índices de sanidad comparables a los de un país rico?” apareció
un reportaje que, aunque aparentaba anticipar reconocimiento del
exitoso sistema de salud cubano, tenía como objetivo justamente lo
contrario: desacreditarlo.
El texto reconocía que “el sistema médico cubano está situado a la
vanguardia de América y muy por encima de la media mundial; que la
inversión en salud, en relación al PIB, supera al de Estados Unidos o
Alemania; o que la Isla ha sido “el primer país en eliminar la
transmisión materno-infantil del VIH”.
Sin embargo, lo relevante para El País no es cómo ha podido conseguir
esto un país bloqueado del Tercer Mundo, sino las supuestas “sombras”
de su sistema de salud, que describía como “división del sistema en
dos: uno (…) para los cubanos y otro para los extranjeros”, con
“clínicas exclusivas para turistas, gobernantes o altos mandatarios”,
“mientras desatiende (…) al cubano de a pie”.
Reducía así todo un sistema integrado por 12.000 consultorios,
policlínicos, hospitales y otros centros a una estampa grotesca, para
magnificar la existencia de unas pocas clínicas internacionales,
también propiedad del Estado cubano, que lejos de enriquecer a nadie,
destinan sus ingresos a financiar –precisamente- el sistema público
gratuito nacional.
El periodista José Manzaneda, coordinador de la Asociación vasco
cubana Euscadi-Cuba, en su sitio Cubainformación, pregunta al
respecto: “Hay algo que no cuadra: ¿cómo un sistema de salud con
“instalaciones en ruinas” –tal como se lee en el reportaje- logra
“unos indicadores sanitarios elogiados por la directora de la
Organización Mundial de la Salud”, quien estimó en días pasados que el
sistema de salud cubano es ejemplo a seguir en el mundo.
Esta contradicción informativa tiene fácil explicación: la fuente que
informaba de las supuestas “sombras” del sistema cubano es una
organización no gubernamental (ONG) llamada “Solidaridad sin
Fronteras”, cuyo director era identificado en el texto como un
indefenso “médico cubano exiliado en Miami”.
Explica Manzaneda que el diario El País no revela que esa supuesta ONG
desde 2006 ha trabajado directamente con el State Department de
Estados Unidos en el llamado “Cuban Medical Professional Parole”
(CMPP), programa eliminado en sus últimos días de mandato por Barack
Obama cuyo objetivo era destruir la cooperación médica cubana en el
mundo, mediante ofrecimiento de asilo político a todo cooperante
sanitario cubano que lo solicitara. Pero este escándalo moral era
presentado en el reportaje como un inocente “programa de visado
especial para asistir a trabajadores (cubanos) de la salud”.
En su web, “Solidaridad sin Fronteras” afirma que trabaja con los
congresistas “cubano–americanos” Mario Díaz-Ballart, Ileana
Ros-Lethinen y Carlos Curbelo y el senador Marco Rubio (…) para el
pronto restablecimiento del CMPP con la nueva administración del
presidente Donald Trump”.
La solidaridad médica de Cuba, una de cuyas experiencias, la Brigada
“Henry Reeve”, que recibió en enero el Premio de Salud Pública de la
Organización Mundial de la Salud (OMS), se califica en el reportaje
como “una lucrativa herramienta diplomática y un gran negocio para el
Estado cubano.
Manzaneda recuerda que, de los 66 países en los que está presente la
solidaridad médica cubana, en los 40 más pobres Cuba asume todos los
gastos y en los 26 restantes, se comparten con el país receptor. En
unos pocos con recursos, como Sudáfrica o Qatar, éstos abonan los
servicios. “En cualquier caso, dichos ingresos no benefician a ningún
magnate sanitario, sino que sirven para financiar el sistema de salud
gratuito de la Isla”.
El País sostiene, además, que “es tan grande el negocio (de la
cooperación médica) que ha dejado a los hospitales y policlínicas de
la Isla bajo mínimos de personal”.
Es incuestionable que tener 50.000 profesionales sanitarios en el
exterior, la mitad médicos, impacta en el sistema nacional, pero los
cubanos, que disfrutan de una elevada cifra de médicos por cada mil
habitantes (5,4) como resultado de su revolucionario desarrollo
social, se enorgullecen de “compartir lo que tienen, no lo que les
sobra”, como principio de la verdadera solidaridad.
Marzo 28 de 2017.

LLAMADO A LA PARTICIPACION AL V SEMINARIO INTERNACIONAL POR LA PAZ Y EN CONTRA DE LAS BASES MILITARES EXTRANJERAS

*Llamado a la participación: V Seminario Internacional por la Paz y en
contra de las Bases Militares Extranjeras – Guantánamo, Cuba*

En los comienzos de este año, sobre la base de nuestros debates más
recientes y de nuestra Asamblea, volvemos a evaluar los desafíos de los
pueblos alrededor del mundo, en su fortalecida lucha antiimperialista por
la paz. Entre los retos persistentes e intensificados, hemos resaltado
constantemente la expansión de las bases militares extranjeras al servicio
de la agenda imperialista estadounidense y de otros poderes de la
Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN).

Por eso el Consejo Mundial de la Paz (CMP) se une al Movimiento Cubano por
la Paz y la Soberanía de los Pueblos (MOVPAZ) para invitar a todas las
fuerzas de la justicia y la paz, defendiendo la soberanía de las naciones y
oponiéndose a la lógica de la amenaza y la guerra impuesta por imperialismo
en el planeta, para el V Seminario Internacional por la Paz y en contra las
Bases Militares Extranjeras, del 4 al 6 de mayo de 2017.

El sitio del seminario es profundamente simbólico: Guantánamo, Cuba, que
tiene parte de su territorio ocupado por una base naval estadounidense
durante más de un siglo. Es la base más antigua del mundo, aún ocupada por
los Estados Unidos en Guantánamo contra la voluntad expresada por el pueblo
cubano.

Hemos fortalecido así nuestra campaña global contra las bases militares
extranjeras, llamando también a una movilización coordinada en varios
países y en todos los continentes, con acciones que inequívocamente
expresen nuestra demanda de desmantelamiento de estos puestos avanzados del
imperialismo, que violan a la soberanía de los pueblos e intentan
dominarles en todos los sentidos.

Nos oponemos a todas las formas de expresión de la amenaza imperialista
contra los pueblos, y las bases militares extranjeras figuran entre las
principales manifestaciones de esta amenaza. ¡De África a América Latina,
de las Malvinas a Japón, exigimos el fin de las bases militares
imperialistas, ahora!

Por eso, una vez más, hacemos un llamamiento a los activistas y
organizaciones de paz para la movilización y participación en el V
Seminario Internacional por la Paz y contra las bases militares extranjeras
en Guantánamo y en las acciones en diversos países, denunciando a estos
puestos imperialistas. ¡Nos encontramos en Guantánamo!

Socorro Gomes,
Presidenta del Consejo Mundial de la Paz

————————————————————
——————————————–

*Call for participation: Fifth International Seminar for Peace and against
Foreign Military Bases – Guantánamo, Cuba*

In the begining of this year, based on our most recent debates and
Assembly, we again assess the peoples’ challenges around the world, in
their strengthened anti-imperialist struggle for peace. Among the
persistent and intensified challenges, we have consistently highlighted the
spread of foreign military bases at the service of the US imperialist
agenda and other powers of the North Atlantic Treaty Organization (NATO).

That is why the World Peace Council (WPC) joins the Cuban Movement for
Peace and the Peoples’ Sovereignty (MOVPAZ) to invite all justice- and
peace-loving forces, defending the sovereignty of nations and opposing the
logic of threat and war imposed by imperialism on the planet, for the V
International Seminar for Peace and against the Foreign Military Bases,
between May 4 and 6, 2017.

The seminar site is deeply symbolic: Guantánamo, Cuba, which has part of
its territory occupied by a US naval base for over a century. It is the
oldest base in the world, still held by the US atGuantánamo against the
expressed will of the Cuban people.

We have thus strengthened our global campaign against foreign military
bases, also calling for coordinated mobilization in various countries and
all continents, with actions that unequivocally express our demand for the
dismantling of these outposts of imperialism, which violates the peoples’
sovereignty and tries to subjudue them in every way.

We oppose all forms of expression of the imperialist threat against the
peoples, and foreign military bases are among the main manifestations of
this threat. From Africa to Latin America, from the Malvinas to Japan, we
demand the end of the imperialist military bases, now!

That is why, once again, we call upon peace activists and organizations for
the mobilization and participation at the Fifth International Seminar for
Peace and against the Foreign Military Bases in Guantanamo and in the
actions in various countries, denouncing these imperialist outposts. We
meet in Guantánamo!

Socorro Gomes,
President of the World Peace Council

LOS DERECHOS HUMANOS EN ESTADOS UNIDOS Exclusivo

LOS DERECHOS HUMANOS EN ESTADOS UNIDOS Exclusivo
http://manuelyepe.wordpress.com/
Un nuevo “Registro de derechos humanos en Estados Unidos” ha sido
publicado por el Consejo de Estado de China en respuesta a los
“Informes por países sobre prácticas de derechos humanos en 2016”
difundido el 3 de marzo último por el Departamento de Estado de EEUU
en Washington.
El informe de China acusa a Estados Unidos de presentarse una vez más
como el juez de los derechos humanos en todo el mundo “esgrimiendo el
garrote de los derechos humanos señalando responsabilidades sobre la
situación de los derechos humanos en muchos países, pero no presta
atención alguna a sus propios terribles problemas en este ámbito”,
afirma el documento.
Los hechos concretos muestran que el año pasado se produjo en Estados
Unidos un continuo deterioro en aspectos claves de los ya existentes
problemas de derechos humanos, afirma el informe.
Norteamérica tuvo la segunda mas elevada tasa de reclusión del
planeta, con 693 presos por cada 100.000 habitantes; unos 2,2 millones
de personas estaban en prisión en 2014 en el país y 70 millones de
estadounidenses (casi uno de cada tres adultos) alguna vez entre rejas
y con algún tipo de antecedente penal.
Se mantuvieron en niveles altos los delitos relacionados con armas de
fuego. Según cifras del Archivo de Violencia con Armas, en 2016 hubo
un total de 58.125 incidentes de violencia con armas, entre ellos 385
tiroteos masivos. Como consecuencia, murieron 15.039 personas y 30.589
resultaron heridas.
El año pasado, la polarización social de Estados Unidos se hizo más
grave; la proporción de adultos que tenían trabajo a tiempo completo
marcó un nuevo registró mínimo, inferior al anterior de 1983; la
brecha en los ingresos continuó ampliándose; la amplitud de la clase
media llegó a un punto de inflexión y comenzó a caer; y las
condiciones de vida de las personas de las clases más bajas
continuaron deteriorándose, agrega el informe.
Según la consultoría Gallup, el porcentaje de estadounidenses que
dijeron pertenecer a la clase media o media-alta había caído en 10
puntos porcentuales, desde una media del 61 por ciento entre el año
2000 y el 2008 hasta un 51 por ciento en 2016. “Ello significa que a
25 millones de estadounidenses les ha ido mucho peor en términos
económicos”, indica el texto publicado por China.
Además, uno de cada siete estadounidenses, es decir, al menos 45
millones de personas, vivían en situación de pobreza, dice el
documento citando al Daily Mail.
En 2016, las relaciones raciales en Estados Unidos siguieron
deteriorándose, asegura la denuncia del Consejo de Estado chino.
Un reportaje sobre situaciones en las que la policía disparó contra
ciudadanos, publicado en la página web del The Washington Post, señaló
que la probabilidad de que un afroamericano fuera muerto a tiros por
un uniformado era 2,5 veces más alta que la de un ciudadano de piel
blanca. Los afroamericanos desarmados eran cinco veces más propensos a
ser abaleados y asesinados por los agentes de la ley que sus
compatriotas de piel clara, detalla.
La brecha salarial entre blancos y negros fue la peor en casi cuatro décadas.
El documento recuerda que la discriminación racial en Estados Unidos
ha sido enérgicamente condenada por la Organización de Naciones Unidas
(ONU).
En el año pasado, el Grupo de Trabajo de Expertos sobre las Personas
de Ascendencia Africana de la ONU informó al Consejo de Derechos
Humanos de la organización que los problemas raciales en Estados
Unidos eran graves. El grupo sostuvo que la historia colonial, la
esclavitud y la subordinación y la segregación raciales en Estados
Unidos siguen constituyendo un serio desafío.
En otro de sus apartes, el informe dice que “la situación de la
protección de los derechos de las mujeres, los niños y los ancianos en
Estados Unidos en 2016 era preocupante”.
A las mujeres se les pagó mucho menos en comparación con sus colegas
de sexo masculino que hacían el mismo trabajo, y con frecuencia fueron
víctimas de acoso y asalto sexual. La tasa de pobreza entre los niños
siguió siendo alta, y con frecuencia se registraron casos de abuso en
contra de personas de la tercera edad, según el texto.
Citando al diario USA Today, el informe dice que cerca de una de cada
cuatro mujeres sostiene haber sido acosada en el trabajo.
En Estados Unidos, alrededor de 6,8 millones de personas con edades
entre 10 y 17 años no tienen garantizado el acceso a la alimentación,
revela el informe.
Agrega el informe que, Estados Unidos pisoteó repetidamente los
derechos humanos en otros países, y masacró a víctimas civiles
inocentes deliberadamente.
Entre el 8 de agosto de 2014 y el 19 de diciembre de 2016, Estados
Unidos lanzó 7.258 ataques aéreos en Irak y 5.828 en Siria, lo que
provocó 733 incidentes con un número estimado de víctimas civiles de
entre 4.568 y 6.127, sostiene el informe chino.

Marzo 15 de 2017.

Feliz día